Pospuesto en par de ocasiones, el pleito entre el fuerte pegador mexicano Julio César Martínez y el puertorriqueño McWilliams Arroyo, tiene señalada una nueva fecha: el 19 de noviembre, en Manchester, New Hampshire, Estados Unidos, donde el azteca efectuará la tercera defensa del título mosca del Consejo Mundial (CMB).

Con un sólo revés en su carrera, que ocurrió precisamente en el debut profesional en octubre de 2015 y 18 triunfos a continuación del fracaso, “El Rey” Martínez (18-1-0, 13 KOs) chocará con el gemelo Arroyo (21-4-0, 16 KOs), quien suma cuatro victorias, después de sucumbir ante el japonés Kazuto Ioka hace tres años, en el Forum, de Inglewood, California.

Martínez, de 26 años, y Arroyo, de 35, tenían que cruzar guantes el 27 de febrero, en el Hard Rock Stadium, de Miami, pero dos días antes, el mexicano reveló que sufrió una lesión en la mano derecha durante los entrenamientos.

Antes, los dos peleadores habían firmado contrato para combatir en Tulsa, Oklahoma, el 15 de agosto de 2020. Sin embargo, el monarca pidió el aplazamiento, debido a trastornos digestivos.

“McWilliams es un fuerte retador por el cinturón, pero me siento fantástico y estoy listo para demostrar que soy el hombre a vencer en el peso mosca”, aseguró Martínez, quien se las verá con el boricua en la velada que encabezan el invicto zurdo estadounidense Demetrius “Boo Boo” Andrade (30-0-0, 18 KOs) y el irlandés Jason Quigley (19-1-0, 14 KOs). Para El norteamericano será la quinta exposición de la faja mediana de la Organización Mundial (OMB), que ostenta desde hace tres años.

Actualmente con el cinturón interino del Consejo Mundial (CMB), Arroyo irá así en noviembre por su tercera oportunidad de título mundial después de haber caído, primero en Tailandia ante el local Amnat Ruenroeng, por decisión dividida, en 2014, y luego en California (EE.UU.) contra el nicaragüense Román González, por fallo unánime, en 2016.

“Esta pelea ha sido solicitada y los fanáticos finalmente tendrán una gran batalla el 19 de noviembre”, dijo Arroyo, de 35 años, en un comunicado de prensa. “Espero que venga preparado porque voy a estar 100% listo y seguro de que saldré victorioso”.

En varias ocasiones, Martínez ha expresado su deseo de unificar con los otros monarcas de las 112 libras y aunque tiene por delante el pleito con el puertorriqueño, volvió a ratificar que no ha cambiado su objetivo futuro.

“Quiero a todos los campeones”, señaló “El Rey” al sitio BoxingScene. “Quien sea que levante la mano primero para pelear conmigo, absolutamente lucharé contra él. Después de Arroyo quiero al que sea, pues deseo tener todos los cinturones que pueda este año”.

No obstante, en otras entrevistas, Martínez ha expresado que espera salir con el brazo en alto ante Arroyo y después lanzarse en búsqueda de un pleito de unificación con el invicto ucraniano Artem Dalakian (20-0-0, 14 KOs), dueño de la faja de la Asociación Mundial (AMB), en la misma categoría.

Dalakian, de 32 años, nació en Bakú, Azerbaiján y está asentado en Dnipró, Ucrania, donde ha desarrollado toda su carrera en las filas rentadas, con la excepción del combate por el título de la Asociación Mundial (AMB), que se encontraba vacante, en febrero de 2018, en El Forum, de Inglewood, California. Allí se impuso unánime al estadounidense Brian “El Hawaiano Punch” Viloria.

De cualquier forma, Martínez aseguró que ya en 2022 piensa escalar hacia la categoría súpermosca, en la que intentará vérselas con tres de los más renombrados púgiles de la división: su coterráneo “El Juan Francisco “El Gallo” Estrada, el nicaragüense Román “Chocolatito” González y el tailandés Wisaksil Wangek, más conocido por Srisaket Sor Rungvisai.

“Deseo tener esos grandes desafíos, esas grandes peleas”, afirmó Martínez. “Hay mejores nombres ahí arriba. Todos subieron al peso súper mosca, así que eso es lo que tengo planeado hacer el próximo año”.

Facebook Comments