El estadounidense, descendiente de hondureños, Teófimo López, monarca mundial de la división ligera, está molesto con el retador australiano George Kambosos Jr., al que acusa de haberle faltado el respeto a su familia, mientras él padecía los síntomas del COVID-19.

“El Brooklyn” López (16-0-0, 12 KOs) y “El Feroz” Kambosos (19-0-0, 10 KOs) se enfrentarán el 16 de octubre, en el legendario Madison Square Garden, de Nueva York, después de varias posposiciones por diferentes causas, entre ellas la pandemia del virus que azota al mundo desde el pasado año.

Kambosos Jr. insultó a la familia y también al equipo de López, según recientes declaraciones del norteño, que ha respondido en forma enérgica a las palabras del nacido en la isla-continente.

“Mientras yo estaba muriendo aquí en Las Vegas, y de acuerdo con lo que escuché,  él actuaba a lo grande, gritando, insultando y maldiciendo a toda mi familia en Miami”, dijo Lopez hace algunas horas a TMZ Sports. “No lo habría hecho si yo hubiera estado allí. especialmente al referirse a mi mamá”.

Ha sido una larga odisea, desde la Federación Internacional (FIB) ordenó que “El Brooklyn” López (16-0-0, 12 KOs) debía rivalizar con el también invicto “El Feroz” Kambosos (19-0-0, 10 KOs), ubicado en la cima de la clasificación de ese organismo y también de la Organización Mundial (OMB) y undécimo en el Consejo Mundial (CMB).

A partir de ahí, durante semanas y meses los nombres de López, actual propietario de las fajas de súpercampeón de la Asociación Mundial (AMB), de la Organización Mundial (OMB) y de la Federación Internacional (FIB), y el del australiano George Kambosos Jr., han aparecido reiteradamente con una fecha en el horizonte para cruzar guantes.

Pero por una causa u otra, el pleito se fue posponiendo y los más pesimistas ya afirmaban que jamás llegaría a disputarse. Sin embargo, después de innumerables tejes y manejes, los dos boxeadores firmaron el contrato, que estipula escalarán el cuadrilátero el 16 de octubre, en el legendario Madison Square Garden, de Nueva York.

En el diálogo con TMZ Sports, López recalcó que “no estoy tratando de matar a nadie. Todo mi asunto es que trato de romper algunas caras, así que cuando llegue el 16 de octubre, iré directamente hacia este tipo y le romperé la maldita cara”.

López (16-0-0, 12 KOs) fue impactado por el virus en junio, cuando resultó imprescindible posponer por cuarta ocasión la pelea, que entonces estaba programada en el Loan Depot Park, sede del equipo Marlins, de Miami, en las Grandes Ligas de béisbol.

Entonces, Kambosos Jr. se enojó, creyendo que López buscaba una excusa para no combatir, mientras había sacrificado mucho tiempo entrenándose y sin ver a su familia.

“Él (Kambosos Jr.) tiene sus propios hijos”, añadió López. “Así que rezo porque tenga salud después que finalice el combate, pero mientras tanto, no hombre, voy a tratar de romperle la cara. Este es un deporte entre dos hombres y nunca lo llevas al siguiente nivel, que es involucrar a las familias”.

El último pleito de López fue ante el talentoso zurdo ucraniano Vasily “Hi-Tech” Lomachenko, al que derrotó por unanimidad, en combate de unificación el 17 de octubre del pasado año, en La Burbuja, del hotel y casino MGM Grand, de Las Vegas.

Kambosos Jr., de 28 años, se impuso por decisión dividida al británico Lee “El Relámpago” Selby, el 31 de octubre de 2020, en Wembley, Inglaterra. Dos jueces votaron 118-110 y 116-112 favorable a de la Isla-continente, y el otro entregó boleta de 115-114 por el inglés.

Diez meses antes, en diciembre de 2019, Kambosos, quien efectuará contra López la cuarta pelea en Estados Unidos, se impuso por otro fallo alterno al norteamericano Mickey “El Espíritu” Bey, en el neoyorquino Madison Square Garden.

Facebook Comments