Aunque está muy cerca de su próximo combate, el púgil mexicano Oscar Valdez ha vivido horas de enorme tensión en los últimos días, después que dio positivo a una sustancia prohibida y quedó en el limbo, momentáneamente, el combate frente al retador brasileño Robson Conceicao, señalado el 10 de septiembre, en el Casino del Sol, en Tucson, Arizona.

Invicto en 29 combates, 23 finalizados por la vía del cloroformo, Valdez padece un infierno desde el 13 de agosto, cuando la Asociación Voluntaria Antidopaje (VADA, siglas en inglés) informó que la prueba “A” reveló trazos de la sustancia Fentermina.

Entonces, las alarmas se dispararon en todas direcciones, y el aguerrido boxeador azteca, campeón del Consejo Mundial (CMB) en la división súperpluma, fue objeto de innumerables críticas, como ocurre con los deportistas que engañan utilizando fármacos prohibidos para obtener mejores resultados.

Un segundo chequeo, el 30 de agosto, en la denominada prueba “B” permitió que en cierta medida regresara la calma, pero no que desapareciera por completo la duda, ni la humillación, ni el bochorno que envuelve al peleador, quien viene de un espectacular nocaut ante su coterráneo y favorito Miguel “El Alacrán” Berchelt, el 20 de febrero, en La Burbuja, del hotel y casino MGM Grand, de Las Vegas.

La VADA, que colabora con el Consejo Mundial (CMB) a través del Programa Boxeo Limpio, tiene prohibida la Fentermina, un estimulante del sistema nervioso central, que también contribuye a la pérdida de peso.

Ante la gravedad de la situación, la Comisión Atlética de la Tribu Pascua Yaqui efectuó un encuentro virtual, que se extendió por cerca de dos horas el pasado miércoles y en el que participaron el abogado English, en representación de Valdéz, y directivos de la compañía Top Rank.

Como resultado de los argumentos presentados por el equipo del azteca, la Comisión determinó que Valdéz y Conceicao pueden enfrentarse el próximo día 10, en duelo que permite al mexicano exponer por primera vez la faja súperpluma del Consejo Mundial (CMB).

 Recientemente, en diálogo con Mark Kriegel de ESPN, Valdez expresó que no ha tomado ninguna sustancia prohibida para mejorar su rendimiento y que atraviesa por momentos muy duros ante su familia, amigos y fanáticos que siempre lo han respaldado.

“No soy un tramposo. Nunca lo he sido y nunca lo he necesitado”, dijo Valdez. “No hay una salida fácil para mí, porque todo lo que he conseguido ha sido producto del trabajo duro en el gimnasio. Horas y horas de entrenamiento. Mucho sacrificio. Eso es todo. Vienes aquí, entrenas, ganas peleas en el gimnasio. Vas a una pelea, das lo mejor de ti. Así soy”.

Nacido hace 30 años en Nogales, Sonora, Valdez vivió durante la niñez en Tucson, Arizona, donde cursó la escuela elemental. Unos años más tarde, regresó a su México natal.

En 2016, Valdéz conquistó la faja pluma de la propia OMB, tras anestesiar en el segundo asalto al argentino Adrián “La Cobrita” Rueda, en el lujoso hotel y casino MGM Grand, de Las Vegas. Después hizo seis defensas exitosas y en 2019 saltó a la categoría de 130 libras, en la que suma tres nocauts consecutivos, el último a Berchelt.

“Esto es muy vergonzoso y humillante”, enfatizó Valdez en su entrevista con ESPN. “Ser acusado de algo y sabes que no has hecho nada malo. ¿Por qué debería preocuparme? No tengo nada que esconder. Y que la gente me señale y diga que soy un tramposo, eso realmente duele. Realmente, intento mantener la cabeza erguida”.

“El Niño” Conceicao, de 32 años y nacido en Salvador de Bahía, puso a dormir en el séptimo asalto al mexicano Jesús “La Cobra” Humada, el 10 de abril pasado, en el Osage Casino, de Tulsa, Oklahoma.

Campeón olímpico en Río de Janeiro-2016, Conceicao ocupa el décimo cuarto lugar en el escalón del CMB y un puesto por encima en el de la OMB, ambos en la división súper pluma.

“He esperado esta oportunidad toda mi vida y por eso he entrenado con gran determinación”, expresó Conceicao. “Gané una medalla de oro para mi país y ahora regresaré con un título mundial. Ofreceré una gran actuación y estoy seguro será un verdadero espectáculo”.

Facebook Comments