Con sus victorias, los gemelos estadounidenses Jermall y Jermell Charlo se robaron el show el 26 de septiembre, en la Mohegan Sun Arena, de Uncasville, Connecticut, donde además de los de ellos, se efectuaron otros tres combates con disputa de título mundial, que se transmitieron por la cadena Showtime, bajo el sistema de Pague-Por-Ver (PPV).

En el pleito estelar, Jermall, conocido por el pseudónimo de “El Sicario” (31-0-0, 22 KOs) retuvo en su segunda exposición la corona mediana del Consejo Mundial (CMB), por unanimidad ante el ucraniano Sergey “El Técnico” Derevyanchenko (13-3-0, 10 KOs), un exigente rival que luchó incansablemente y mantuvo la presión durante los 12 asaltos.

Bien preparado táctica y físicamente, Jermall se impuso gracias a un permanente jab de mano izquierda, que sobrepasó la cantidad de golpes de su oponente, e igualmente neutralizó los fuertes impactos del europeo, radicado desde hace algún tiempo en Brooklyn, Nueva York.

De acuerdo con la compañía CompuBox, Derevyanchenko lanzó 507 golpes de fuerza y 163 se incrustaron en la anatomía del norteño, quien quedó por debajo (328/134), pero tuvo un brillante desenvolvimiento con su puño siniestro, el que llegó a su rival en 85 ocasiones, mientras el ucraniano marcó sólo 17. La suma total de golpes favoreció al monarca 219 por 180.

Después de 12 asaltos muy cerrados, los tres jueces entregaron papeletas de 118-110, 117-111 y 116-112, todas en respaldo de Charlo, quien al final del pleito reconoció que debió emplearse al máximo ante Derevyanchenko, derrotado también unánime por el kazajo Gennady “GGG” Golovkin en su anterior pelea, en octubre de 2019.

“No fue una pelea fácil, pero nos apegamos a lo que queríamos hacer y lo logramos”, dijo Jermall, acompañado de su entrenador Ronnie Shields. “Los expertos mencionaron que sería una de las peleas más difíciles de mi carrera y pasamos la prueba. Escuché a mi esquina, ejecuté el plan táctico y obtuve la victoria”

Demostrando gran convicción y sin dejar de atacar, Derevyanchenko, de 34 años, combatió desde mediados del pleito con el ojo derecho completamente inflamado y en las postrimerías con un corte en el izquierdo, que le impidieron tener una buena visión en los asaltos finales.

JERMELL ANESTESIO A JEISON ROSARIO

Por su parte, “El Hombre de Hierro” Charlo (34-1-0, 17 KOs) resultó demasiado para el dominicano Jeison “Banana” Rosario (20-2-1, 14 KOs), al que anestesió en el octavo capítulo, después de derribarlo antes en el primero y el sexto con sólidos bombazos de ambos puños.

En el fatídico round, un potente recto de izquierda de Charlo al estómago de Rosario, envió de espaldas a la lona al caribeño, quien estaba jadeante y necesitó asistencia médica para recuperarse. El árbitro Harvey Dock hizo la cuenta reglamentaria (que parecía innecesaria) antes de percatarse que el dominicano requería la presencia de los doctores. Unos minutos después, Rosario logró recuperarse completamente.

“Espero que algunos de los grandes del boxeo comiencen a reconocernos a mi hermano y a mí”, dijo Jermell tras su espectacular victoria. “Sentimos que estamos solos en este mundo y por eso los derrotamos a todos, uno por uno. Estamos aquí para quedarnos. Los gemelos Charlo están tomando el control”.

Durante la conferencia de prensa posterior al pleito, Jermell arremetió contra los que “nos odian”, incluso tuvo palabras fuertes contra Stephen Espinoza, presidente de Programación y Deportes de Showtime: “Escuché a nuestro propio jefe (Espinosa) que declaró ´no te sorprendas si los dos Charlo pierden´. !Mierda!, no entienden las habilidades y los niveles del boxeo y eso es lo que nosotros demostramos”.

TAMBIEN VENCIERON NERY, CASIMERO Y FIGUEROA

En la propia cartelera, salió con el brazo en alto, el zurdo mexicano Luis “Pantera” Nery (31-0-0, 24 KOs) al imponerse unánime a su compatriota y también de guardia izquierda, Aaron “E Tigre” Alameda (25-1-0, 13 KOs), en combate donde estuvo en juego la faja vacante súper gallo del Consejo Mundial (CMB).

Por su parte, el estadounidense Brandon “El Rompecorazones” Figueroa (21-0-1, 16 KOs) puso a dormir en el décimo capítulo al retador zurdo y también norteño, Damien “Sugar” Vázquez (15-2-1, 8 KOs). Para el ganador fue la primera defensa de la corona de la Asociación Mundial (AMB) en las 122 libras.

En solo tres asaltos, el filipino John Riel “Quadro Alas” Casimero (30-4-0, 21 KOs) retuvo por primera ocasión el cetro gallo de la Organización Mundial (OMB), al doblegar al ghanés Duke “El Exterminador” Micah (24-1-0, 19 KOs). Para Casimero fue el sexto nocaut consecutivo, el anterior en el tercer round frente al surafricano Zolani “El Último Nacido” Tete, en noviembre de 2019, donde el africano hacía la tercera presentación de la corona.

Facebook Comments