Con solo 22 años y medallista de plata en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro-2016, el estadounidense Shakur Stevenson ha logrado en poco tiempo escalar hacia la cima del profesionalismo, categoría en la que ostenta el título pluma de la Organización Mundial (OMB).

Orgullo de la ciudad de Nueva Jersey, donde nació, Stevenson (13-0-0, 7 KOs) hará la primera defensa de la corona de las 126 libras frente al potente pegador colombiano Miguel “El Escorpión” Marriaga (29-3-0, 25 KOs), el 14 de marzo, en el teatro Hulu, del legendario Madison Square Garden, de Nueva York, pleito que será transmitido por la cadena ESPN.

Púgil de guardia zurda y rápidos movimientos, “El Audaz” Stevenson conquistó la faja vacante de la Organización Mundial (OMB), al doblegar por unanimidad a su connacional Joet González (23-1-0, 14 KOs), el pasado 26 de octubre, en Reno, Nevada.

Antes de concretarse el duelo frente al colombiano, Stevenson y sus representantes estuvieron en negociaciones con el británico Josh Warrington (30-0-0, 7 KOs), dueño de la faja pluma de la Federación Internacional (FIB), en un enfrentamiento que prometía mucho y que buscó con insistencia el imberbe norteño.

Pero la pelea de unificación se fue a pique, debido a que el grupo de “El Guerrero de Leeds” quería efectuarla el 16 de mayo, en Elland Road, el hogar del equipo Leeds United, en Inglaterra, pero los que guían a Stevenson preferían que fuera este 14 de marzo, en Nueva York, donde finalmente chocará con Marriaga.

“(La pelea) está en un callejón sin salida”, dijo Frank Warren, quien entonces era el promotor de Warrington, al referirse al frustrado combate versus Stevenson. “Él eligió otra pelea y le deseamos la mejor de las suertes”.

Sin embargo, en las últimas horas se anunció que Warrington y Warren no habían llegado a un acuerdo para reanudar el contrato promocional antes que expirara el plazo para firmarlo. En su lugar, Warrington se unió al también promotor Eddie Hearn, de Matchroom Boxing, rival de Warren en el Reino Unido.

“Sabíamos que existía una tensa situación (entre Warrington y Warren), dijo Bob Arum, máxima figura de Top Rank, quien guía los destinos de Stevenson. “Y no tengo ningún problema en negociar con Eddie para la pelea Stevenson-Warrington. De hecho, anticipamos que si Shakur sale victorioso (frente a Marriaga), este verano irá a Inglaterra para la pelea de unificación”.

Arum, un avezado promotor de 88 años, precisó que la pelea inobjetablemente tendría que transmitirse por ESPN para Estados Unidos y por Sky Sports para Gran Bretaña. “Si Eddie quiere que (la plataforma digital) DAZN lo difunda en Alemania, ese tipo de cosas la acomodaremos. No hay problema. Así lo haríamos de una forma similar a como organizamos el combate Lomachenko-Campbell (que ganó unánime el ucraniano, el 31 de agosto, en la 02 Arena, de Londres)”.

Warrington, de 29 años, tiene previsto anunciar en pocas horas su próxima reyerta, aunque está obligado a hacer la defensa obligatoria ante Kid Galahad (27-1-0, 16 KOs), lo que retrasaría la unificación contra Stevenson.

MARRIAGA: “STEVENSON ES ESCURRIDIZO Y CORRELON”

Para el colombiano Miguel “El Escorpión” Marriaga en enfrentamiento versus Stevenson será la cuarta ocasión en que lucha por una corona del orbe. En junio de 2015, Marriaga no pudo cumplir su sueño ante el ya retirado jamaiquino Nicholas “El Hombre Hacha” Walters, quien retuvo por primera vez la faja de súper campeón pluma de la Asociación Mundial (AMB), en el Madison Square Garden.

Dos años más tarde, el 22 de abril de 2017, Marriaga sucumbió unánime ante el estadounidense Oscar Valdéz, en Carson, California, donde el norteño expuso por segunda vez el cinturón de la Organización Mundial (OMB) en las 126 libras.

Y cuatro meses después, el astro ucraniano Vasily “Hi-Tech” Lomachenko (14-1-0, 10 KOs) obligó a retirarse a Marriaga, tras siete asaltos, en la ciudad de Los Ángeles. Para el europeo significó la tercera defensa del cinturón súperpluma de la OMB.

Pero a partir de ese último descalabro, Marriaga, de 33 años y nacido en Arjona, Bolívar, suma cuatro triunfos, todos antes del límite, uno de ellos en la categoría súperligera (140 libras) frente a su coterráneo Rubén “El Tigrillo” Cervera, al que demolió en tres asaltos, el 11 de mayo pasado, en Tucson, Arizona.

Sobre su compromiso contra Stevenson, Marriaga señaló que durante la preparación ha trabajado mucho en la velocidad y en cómo atacar al estadounidense, al que cataloga como “escurridizo y correlón”.

Al referirse a su entrenamiento por espacio de un mes en Ciudad de México y bajo las órdenes de Samuel Gómez, Marriaga explicó que “me encuentro muy bien y al ciento por ciento para pelear contra Stevenson. No conozco mucho de él, pero solo sé que es un muchacho que corre mucho. Cuando salen boxeadores correlones, hay que contrarrestarles la velocidad, la salida. No se puede dejar que corra, ni estar detrás de él. Solo cortarle el paso y estar siempre cerca”.

Enfatizó Marriaga que se encuentra muy optimista, de que esta cuarta oportunidad le sonreirá el título mundial. “He entrenado muy fuerte, estoy más maduro y con un boxeo agresivo y letal, conseguiré cumplir mi sueño. Esta vez no se me escapa”.

Facebook Comments