“El Gallo” Estrada y “Kal” Yafai se retan para unificar en los súpermoscas -Como piezas de un complejo rompecabezas, los espacios se van rellenando para el añorado duelo de unificación en la división súpermosca entre el mexicano Juan Francisco Estrada y el inglés Khalid Yafai, monarcas del Consejo Mundial (CMB) y la Asociación Mundial (AMB), respectivamente. “El Gallo” Estrada despejó su camino, al noquear en el noveno asalto al estadounidense Dewayne Beamon el 24 de agosto, ante una concurrencia récord de 12 mil espectadores en el Centro de Usos Múltiples de Hermosillo, Sonora, México.

Para Estrada (40-3-0, 27 KOs) fue la primera defensa del cinturón oriverde del CMB, del que se adueñó por fallo unánime ante el tailandés Wisaksil Wangek, el 26 de abril, en el Forum, de Inglewood, California, donde el asiático efectuaba la cuarta exposición de la corona, que arrebató precisamente al azteca 14 meses antes en la propia instalación.

Estrada, de 29 años y nacido en la ciudad de Puerto Peñasco, en el noroeste del estado de Sonora, dominó de principio a fin al impetuoso “Mr. Stop Running” Beaumon (16-2-1, 11 KOs), que comenzó muy agresivo, pero el monarca con mayor contundencia y precisión en los golpes, neutralizó la ofensiva de su rival y en el segundo asalto logró propinarle par de caídas.

En lo adelante y respaldado por un entusiasta graderío, Estrada superó a Beaumon, quien aunque se tambaleó en el tercero y estuvo a punto de recibir otra cuenta protectora, logró recuperar la estabilidad y seguir en la refriega. En el cuarto, quinto y sexto episodios hubo momentos de fuertes intercambios favorables a uno y otro. No obstante, en el séptimo, el púgil anfitrión llegó con un fuerte derechazo que estremeció al norteño.

El castigo que propinó Estrada a Beaumon en el octavo fue el epílogo de lo que ocurriría en el siguiente episodio, cuando el tercer hombre sobre el tapiz detuvo el combate, convencido que era mucha la superioridad del mexicano. Faltaba entonces menos de un minuto de esa fracción.

Tal como expresó Estrada un día antes después del pesaje, nuevamente al finalizar la pelea reiteró su intención de cruzar guantes con el invicto británico Khalid Yafai (26-0-0, 15 KOs), dueño de la faja del CMB –entonces vacante- desde diciembre de 2012, cuando se impuso por decisión de los tres oficiales al panameño Luis “El Nica” Concepción, en Manchester, Inglaterra.

“Espero la unificación con Yafai”, dijo Estrada, quien añadió que se hacen gestiones para que ambos ocupen la pelea de respaldo en la revancha entre el estadounidense de raíces mexicanas Andy “El Destructor” Ruíz (33-1-0, 22 KOs), actual campeón mundial de la categoría pesada, y el ahora retador británico Anthony “AJ” Joshua (22-1-0, 21 KOs), anestesiado en el séptimo round del primer compromiso, disputado el 1 de junio, en el histórico Madison Square Garden, de Nueva York.

Aunque hubo varias semanas de intensas y discrepantes negociaciones, básicamente por la sede y ajustes en la distribución de las ganancias, finalmente el propio Ruíz, de 30 años, confirmó mediante las redes sociales, que expondría los cinturones de la Organización Mundial (OMB), la Federación Internacional (FIB) y de la Asociación Mundial (AMB), el 7 de diciembre, en Arabia Saudita. “Estoy muy emocionado de anunciar mi revancha contra Joshua”, escribió Ruíz en Instagram. “En la primera hice historia al convertirme en el primer campeón méxicoamericano de peso pesado y ahora tomé el reto para terminar su carrera”.

YAFAI TAMBIEN QUIERE A ESTRADA
Aunque Yafai, de 30 años – también quiere chocar con Estrada este mismo año, existen algunas nebulosas, pues el inglés salió con varias lesiones de su combate ante el dominicano Norbelto “Meneíto” Jiménez, el 29 de junio, en Providence, Rhode Island, donde se llevó un fácil fallo judicial durante la quinta defensa del cetro de la AMB. Consecuencia del pleito, Yafai sufrió un corte en el rostro, heridas en sus manos y un tímpano perforado.

“Estamos buscando ponerlo de inmediato (a Estrada) con Kal”, afirmó Eddie Hearn, máximo directivo de la empres Matchroom Boxing, que promueve la carrera de los dos púgiles. “Kal sufrió algunos daños, pero ha avanzado mucho en su proceso de curación y quiere solo las grandes peleas. Sin dudas, sería una gran pelea que puede incrementar el legado del ganador y proporcionarle una fortuna a cada uno de ellos”.

Se da por descontado que la Asociación Mundial (AMB) permitirá el enfrentamiento entre los dos monarcas, sin ordenar el pleito obligatorio de Yafai ante el invicto australiano Andrew “El Monstruo” Moloney (20-0-0, 13 KOs), actualmente con la faja de Oceanía y primero en la clasificación de las 115 libras.

“Quiero esa pelea (con Estrada)”, dijo Yafai cuando le preguntaron a quien desearía enfrentar en su próximo ascenso al ring. “Quiero todas las grandes peleas, la primera con Estrada”.

Facebook Comments