Chris Arreola asegura que colgará los guantes si pierde con Adam Kownacki -Por J.J. Álvarez

Si Chris Arreola, nacido en Los Angeles pero descendiente de mexicanos, cumple su palabra, el próximo sábado 3 de agosto podría efectuar su último combate como púgil rentado. “La Pesadilla” Arreola (38-5-1, 33 KOs) enfrenta al invicto polaco Adam Kownacki (19-0-0, 15 KOs) en el Barclays Center, de Brooklyn, Nueva York, ciudad donde reside el europeo nacionalizado estadounidense, quien ha realizado nueve peleas y es un ídolo de la afición en la Gran Manzana.

Arreola, de 38 años, suma dos triunfos, ambos antes del límite, después de un descalabro ante el también norteño Deontay “El Bombardero de Bronce” Wilder, en julio de 2016, donde el ganador expuso por cuarta ocasión la corona pesada del Consejo Mundial (CMB). En su más reciente victoria, Arreola anestesió en el tercer episodio, de un pleito pactado a 10, al zurdo haitiano Jean Pierre Agustin, el 16 de marzo, en el AT&T Stadium, de Arlington, Texas.

“Si pierdo este combate, me retiraré. Así de simple”, dijo Arreola ante los medios, cuando le preguntaron que tenía pensado para el futuro. “Amo el boxeo y deseo que la gente me recuerde como un gran campeón de los pesos completos. Creo que todavía tengo las habilidades para conquistar esa corona”.

Aunque por su experiencia y larga data en esta disciplina parte como ligeramente favorito para doblegar a Kownacki, el norteño es consciente que en ocasiones ha perdido el rumbo incumpliendo con el entrenamiento. De ahí que expertos y simpatizantes del polaco señalen que el triunfo ante Arreola le servirá de seguro trampolín para recibir la oportunidad de enfrentar a las mejores figura de la categoría súpercompleta, en especial a Wilder.

“Estoy trabajando muy fuerte con mi entrenador Joe Goosen para obstaculizar los planes de Kownacki”, añadió Arreola, quien precisó hará una pelea explosiva como acostumbra, para demostrarle a los fanáticos que todavía está entre los mejores . “Mi plan es no permitir que él use mi nombre y mi carrera para ascender.

Reconocido por el poder destructor de sus puños, Arreola llega al pleito contra Kownacki sin poder cumplir con sus sueños de convertirse en monarca mundial. En tres ocasiones ha disputado el máximo título del Consejo Mundial (CMB) y en todas quedó a deber. Frente al ucraniano Vladimir Klitschko tuvo que abandonar en el décimo asalto, en septiembre de 2009. Cinco años más tarde, el haitiano Bermane “B-WARE” Stiverne le aplicó el cloroformo en el sexto episodio, cuando la faja del CMB se encontraba vacante. Y en julio de 2016, Wilder le propinó una paliza, con caída incluida en el cuarto round, que obligó a los segundos de Arreola a detener el desigual pleito al finalizar el octavo.

“Cara de Niño” Kownacki, de 30 años y nacido en la ciudad polaca de Lomza, se ha convertido en un hijo adoptivo de Brooklyn. Y frente a Arreola tiene la intención de subirse a la cresta de la ola de la división de los mastodontes, aunque sabe que a pesar de la edad de su rival, no debe menospreciar la experiencia y la combatividad del californiano, un verdadero guerrero que siempre va hacia adelante sin importarle quien sea su oponente.

En enero, en su más reciente ascenso al cuadrilátero, Kownacki, de 30 años, noqueó en el segundo asalto al estadounidense Gerald “El Gallo Negro” Washington. Coincidentemente, Washington también fue derrotado por Wilder en cinco episodios en febrero de 2017, siete meses más tarde de que este último se impusiera a Arreola.

“He peleado con Artur Szpilka y Gerald Washington, dos tipos a los que Wilder derrotó”, expresó Kownacki al comentar sobre un futuro duelo contra el monarca del CMB. “Él necesitó nueve rounds para noquear a Szpilka en una pelea de muchos intercambios. Y lo mismo le ocurrió con Washington, que le llegó hasta el quinto. Yo anestesié a Szpilka en el cuarto y a Washington en el segundo. Contra Arreola, que es el otro rival que tenemos en común, pienso hacer lo mismo, acabarlo más rápido que Wilder”.

Kownacki, quien ocupa el cuarto lugar en la clasificación de la Federación Internacional (FIB), figuró como uno de los posibles candidatos para cruzar guantes con el entonces monarca británico Anthony “AJ” Joshua (22-1-0, 21 KOs), después que el estadounidense Jarrell “Big Baby” Miller (23-0-1, 20 KOs) diera positivo y fuera retirado de la velada señalada el 1 de junio, en el histórico Madison Square Garden, de Nueva York. Finalmente, el lugar lo ocupó el estadounidense, también de raíces mexicanas, Andy “El Destructor” Ruíz (33-1-0, 22 KOs), quien se impuso por fuera de combate en el séptimo asalto, después de derribar al inglés dos veces en el tercero y la misma cifra en el séptimo, lo que obligó al árbitro Michael Griffin a poner fin al duelo, que convirtió a Ruíz en dueño de las fajas de súpercampeón de la Asociación Mundial (AMB), la Organización Mundial (OMB) y la FIB.

Facebook Comments