Después de una resonante victoria el pasado sábado 2 de enero, el imbatido jovencito estadounidense Ryan García se encuentra en el centro de la polémica de cara a su próximo enfrentamiento, con dos extraordinarios coterráneos como potenciales adversarios: Devin Haney y Gervonta Davis. 

Dotado de buena pegada y con miles de seguidores en las redes sociales, “Kingry” García (21-0-0, 18 KOs) consiguió un espectacular e importante triunfo versus el zurdo británico Luke Campbell (20-1-0, 17 KOs), al que anestesió en el séptimo asalto, en el American Airlines Center, de Dallas, donde se adueñó del cinturón interino del Consejo Mundial (CMB) y pronto será declarado retador obligatorio” de “El Sueño” Haney (25-0-0, 15 KOs), monarca de ese organismo en la división ligera.

Pero no fue fácil el triunfo ante Campbell, campeón olímpico en Londres-2012 y con pleitos de alto nivel frente a figuras de gran prestigio como el ucraniano Vasily Lomachenko y el venezolano Jorge “El Niño de Oro” Linares, ambos ex titulares del orbe en las 135 libras.

En el tercer asalto, Campbell, de 32 años y oriundo de Hull, derribó a García, con una combinación de jab derecho y recto de zurda a la mandíbula, cuando faltaba minuto y medio de esa fracción. Un resquicio defensivo del descendiente de mexicanos permitió que el golpe llegara a su rostro y le provocara la primera caída de su carrera.

Pero, García se levantó en perfectas condiciones y en lo adelante mantuvo el ataque, que culminó en el séptimo episodio, cuando impactó con un potente gancho al hígado, que obligó a Campbell a poner su rodilla y puño derechos sobre el tapiz. El árbitro Laurence Cole hizo la cuenta reglamentaria, pero el británico no consiguió reincorporarse por lo que el réferi decretó el fuera de combate, cuando faltaba casi dos minutos para que cerrara el round.

“QUIERO QUE GERVONTA SEA EL PROXIMO”: GARCIA

García, quien recibe muchas críticas por su incontinencia verbal, anunció que desea cruzar guantes en su próximo ascenso al cuadrilátero, con el talentoso Gervonta “El Tanque” Davis (24-0-0, 23 KOs), otro púgil de guardia siniestra y con poder bestial en sus dos puños.

“Voy a ser bastante honesto, quiero pelear contra Gervonta a continuación”, dijo García a talkSport.com. “Eso es lo que quiero. Enfrentarme a ese hombre. Lo he estado retando por un tiempo y esa es la pelea que me haría genial y que completará el rompecabezas que he armado. Voy a darle a la gente lo que quiere”.

CANELO CONSIDERA QUE RYAN GARCIA DEBE ESPERAR

Luego de conquistar Ryan García la faja interina, el astro mexicano Saúl “Canelo” Álvarez ascendió hacia el ring y se fundió en un abrazo con el ganador, que igualmente fue congratulado por el entrenador Eddy Reynoso y el empresario Oscar De La Hoya, máximo directivo de la compañía Golden Boy Promotions.

En declaraciones a la prensa, Canelo Álvarez elogió la actuación de García, sin embargo enfatizó que el jovenzuelo de 22 años debe adquirir un poco más de experiencia antes de vérselas con Davis, un boxeador extraclase, también de extrema juventud, pero con madurez boxística.

“(Ryan) tiene mucho coraje y corazón para levantarse como lo hizo, salir victorioso y mostrarle al mundo lo que tiene”, afirmó Canelo después del combate. “Tiene mucho potencial para grandes peleas”.

No obstante, el pelirrojo mexicano añadió que a García le falta explotar aún más sus habilidades en el gimnasio y sobre el ring, y quizás “con dos peleas más estará listo para cualquiera”.

Por su parte, De La Hoya reconoció que García progresa a un ritmo vertiginoso, tiene un “pedigrí” en las filas amateurs con más de 200 peleas y que puede enfrentarse a cualquiera.

“En cada combate no solo me convence, sino que demuestra que es muy fuerte mentalmente contra rivales difíciles y en situaciones apremiantes”, expresó De La Hoya. “Ahora se trata que incremente su experiencia”.

Hace poco, en una entrevista en la serie Estrellas y Campeones, de Impact Newort, García expresó con optimismo que está en condiciones de imponerse a varias de las principales figuras de las 135 libras: “En mi opinión, puedo derrotar a los que están en la cima de la categoría en estos momentos e incluyo a Gervonta Davis, a (Vasily) Lomachenko y a Teófimo (López)”. Y en su euforia añadió: “¿Quién me falta, Devin Haney? Pues también él está en mi camino e iré en la búsqueda de cada uno de ellos”.

GERVONTA DAVIS, UN PELEADOR FUERA DE SERIE 

Con 22 años y tres meses, Davis se convirtió en el estadounidense más joven en tener una faja mundial, al aplicar el cloroformo en el séptimo asalto, al puertorriqueño José “El Francotirador” Pedraza, el 14 de enero de 2017, en el Barclays Center, de Brooklyn, Nueva York, donde el boricua hacía la cuarta exposición del centro de las 130 libras.  Siete meses después el norteño perdió el título por incumplimiento del peso, un día antes de enfrentar al costarricense Francisco Fonseca, a quien noqueó en el octavo round, el 26 de agosto, en la T-Mobile Arena, de Las Vegas.

Sin embargo, el zurdo Davis obtuvo otro cinturón mundial, el de súper campeón de la AMB, que se encontraba en poder del argentino Jesús “El Jinete” Cuéllar, derrotado en el tercer episodio, el 21 de abril de 2018, en el Barclays Center. Como prueba de la fuerza de los puños de Davis, el sudamericano besó la lona en el segundo y par de veces en el tercero, cuando el árbitro Benjy Estevez finalizó las acciones.

Más reciente, el pasado 31 de octubre, Davis propinó brutal KO en el sexto episodio al mexicano Leo “Terremoto” Santa Cruz (37-2-1, 19 KOs), en duelo que puso en juego los cinturones mundial de la Asociación Mundial (AMB), en las 130 libras (Santa Cruz) y en las 135 (Davis).

Davis, quien partió como favorito en una relación de 7-1, consiguió el decimoquinto triunfo consecutivo por la vía del cloroformo, mientras Santa Cruz sufrió la primera derrota por nocaut en su carrera de 14 años en las filas rentadas, que incluye cuatro títulos en divisiones diferentes.

Facebook Comments