Hacía casi 46 años que el boxeo cubano en las filas profesionales no disfrutaba de un título mundial en la exigente división welter. Pero esa hazaña que tuvo como protagonista por última vez a José “Mantequilla” Nápoles, en 1974, volvió a repetirse con Yordenis Ugás, el 6 de septiembre, en el Microsoft Theather, de Los Ángeles, California.

“El Príncipe Negro” Ugás (26-4-0, 12 KOs) se impuso por escandaloso fallo dividido al estadounidense Abel Ramos, en un pleito que debió otorgarle las tres boletas favorables, pero el californiano Lou Moret, un juez con largos años de experiencia, votó 117-111 por su coterráneo, lo que evidenció una parcialidad absoluta, ajena a lo sucedido sobre el cuadrilátero. En modo alguno, el norteño Ramos ganó !9 asaltos! y Ugás tres.

El otro par de oficiales, Edward Hernández Sr. y Zachary Young, entregaron boletas de 115-113, en duelo muy cerrado, pero con dominio de principio a fin por el del archipiélago caribeño. El resultado permitió que Ugás se alzara con la faja vacante “regular” de la Asociación Mundial (AMB), organismo que tiene como “súper campeón” al astro filipino Manny “PacMan” Pacquiao.

Los números reportados por la empresa CompuBox demuestran la superioridad de impactos de Ugás, quien llegó a la anatomía de Ramos en 233 ocasiones, de ellas 160 por su jab de mano izquierda y 73 en impactos de poder. El estadounidense golpeó a su rival en 109 oportunidades, 58 por el jab y 51 en golpes de fuerza.

Pocas horas antes del enfrentamiento, Ugás había señalado que “sería un honor ser el primer cubano con título mundial welter en este milenio. Y si no me equivoco, no ha habido campeón de mi país en las 147 libras desde que dejó de serlo ´Mantequilla´ Nápoles en 1975”.

Estaba en lo cierto Ugás al recordar a Nápoles, quien coincidentemente había nacido también en la oriental provincia de Santiago de Cuba, aunque vivió muchos años en México, la que consideraba su segunda patria.

Por primera vez, “Mantequilla” conquistó doble corona universal welter (CMB y AMB), el 18 de abril de 1969, cinco días más tarde de haber cumplido 29 años. Volvió a ser campeón en otras dos ocasiones, la última en 1974 ante el estadounidense Hedgemon Louis (fallecido en marzo de este año). Dieciséis meses más tarde, Nápoles sucumbió por nocaut en seis asaltos frente al londinense John H. Stracey, en diciembre de 1975, que sería su despedida del boxeo.

En 1984 Nápoles ingresó al Salón de la Fama del Boxeo y seis años después fue exaltado  al Salón de la Fama del Boxeo Internacional. Radicado en Ciudad Juárez, Chihuahua, Nápoles falleció el 16 de agosto de 2019, lamentablemente con fuertes signos de desnutrición y padeciendo Alzheimer, y diabetes, en medio de una pobreza extrema.

UGAS VS RAMOS

Volviendo al duelo Ugás-Ramos, el cubano dominó con su jab al rostro de Ramos, incapaz de encontrar un plan táctico que le permitiera combatir en la corta distancia. Los primeros asaltos fueron bastante monótonos, pues ninguno de los dos se decidía a intercambiar fuerte y en forma constante.

No obstante, los mejores impactos salieron de los puños de Ugás, que justo es reconocerlo, no mostró la agresividad de su duelo frente al experimentado Shawn “Showtime” Porter, el que recibió un regalo de los jueces, con un triunfo dividido que no merecía en marzo del pasado año.

El experimentado Ismael Salas, entrenador de Ugás, en repetidas ocasiones durante el pleito conminó a su pupilo a que lanzara con más frecuencia su mano derecha. Igualmente le señaló que estaba muy pasivo y debía hacer más por la victoria.

Al concluir el choque, Ugás le preguntó a Salas: “¿Ganamos?” Y el avezado entrenador respondió con tres palabras, pero sin mucho convencimiento, quizás recordando lo sucedido ante Porter: “Creo que sí”.

Tras conocerse el veredicto, Ugás expresó que “ser campeón era una meta que me puse cuando comencé en el boxeo y ahora es una realidad. El triunfo se lo dedico además de a Salas y a mi familia, a todo el pueblo cubano. Ahora me gustaría enfrentarme a los otros campeones de la categoría, entre ellos Pacquiao, ¿por qué no?

Facebook Comments