“Manny” Rodríguez rebosa elevado optimismo para el duelo frente al “Monstruo” Inoue -Por J.J. Álvarez

El campeón mundial puertorriqueño Emmanuel Rodríguez necesitará de todas sus habilidades y presentarse en excelentes condiciones físicas, técnicas, tácticas y psicológicas para derrotar al japonés Naoya Inoue, el 18 de mayo, en la SSE Hydro, de Glasgow, Escocia, donde disputarán una de las semifinales de la categoría gallo, en la Súper Serie Mundial (WBSS). Porque la gran mayoría considera que el nipón, llamado “El Monstruo” saldrá con el brazo en alto por cualquier vía.

Monarca de la Federación Internacional (FIB), el invicto “Manny” Rodríguez (19-0-0, 12 KOs) intentará arrebatarle a Inoue (17-0-0, 15 KOs), la faja de la Asociación Mundial (AMB), pues se trata de un duelo de unificación, que permitirá al ganador enfrentar al filipino Nonito “El Flash” Donaire en la final del certamen, pues el tagalo ya obtuvo su boleto el pasado mes de abril, al noquear en el sexto asalto al zurdo estadounidense Stephon “Showstopper” Young, sustituto a última hora del lesionado surafricano Zolani “El Último Nacido” Tete, monarca de la Organización Mundial (OMB).

Con el propósito de evitar distracciones y alcanzar una concentración mental óptima, Rodríguez, de 26 años, efectuó casi todo su campo de entrenamiento en Cuba, bajo la supervisión de William Cruz, su nuevo entrenador, y otros especialistas vinculados a la preparación física y la alimentación.

“Debo reconocer que esta ha sido la mejor preparación que he tenido”, dijo Rodríguez, durante una breve estancia en Puerto Rico, antes de partir hacia Escocia. “Fue distinto a lo que hacemos en nuestra isla, y en modo alguno porque aquí sea malo el concepto, sino porque es una rutina diferente en el régimen de entrenamiento”.

En su anterior pleito, en la ronda de cuartos de final de la Súper Serie, Rodríguez derrotó por fallo dividido y en cerrado combate, al australiano Jason Moloney, en la CFE Arena, de Orlando, Florida. Dos de los jueces dieron boletas favorables al caribeño de 115-113, en tanto el otro se inclinó por el de la isla-continente por idéntica puntuación.

Rodríguez reconoció que “no soy el favorito, pero eso mismo me estimula y me da una motivación muy grande, porque me gustan los retos. Y puedo decir que nuestra meta es llevarnos la victoria para que Puerto Rico siga brillando en el boxeo internacional. Voy a demostrar cuán equivocados están los que ya me colocaron un revés en mi carrera”.

El púgil puertorriqueño conquistó la corona vacante de la FIB, por fallo unánime ante el inglés Paul “El Asesino con Cara de Niño” Butler, el 5 de mayo del pasado año, en la 02 Arena, de Londres, capital de Inglaterra. El título solo estuvo disponible para Rodríguez, pues el británico incumplió con la báscula en el pesaje previo. Al propinar par de caídas a su rival en el primer asalto y dominar en el resto del desafío, el boricua recibió votaciones de 120-106 (2) y otra de 118-108.

NAOYA INOUE VA POR EL KO ANTE RODRIGUEZ
“Mi objetivo es ganar por la vía del nocaut en cualquier pelea”, dijo Inoue ante un grupo de periodistas al llegar a Glasgow. “En mis dos últimos combates del año pasado lo conseguí en el primer asalto y aunque no intentaré finalizar en la ronda inicial, sí iré por el KO cuando tenga la oportunidad. Estoy muy feliz de estar aquí en Escocia y pelear ante los fanáticos escoceses. Tengo muchos deseos de hacer una gran actuación”.

Inoue, de 25 años y siete en el pugilismo profesional, ha conquistado coronas mundiales en tres categorías (mosca, súpermosca y gallo) y se ubica entre los mejores libra por libra del mundo, sin distinción de peso.

Nacido en 10 de abril de 1993, en la ciudad de Sama, prefectura de Kanagawa, nadie allí sabe cuando comenzó a ser llamado por el pseudónimo que hoy es su sello distintivo, consecuencia de un ataque destructor y poderío en sus puños: “El Monstruo”. Pero a través de su trayectoria Inoue ha mostrado, además de su formidable pegada, emovimientos elegantes y dominio técnico sobre el ring, con lo cuales ha anestesiado a sus últimos siete oponentes, con el saldo de esos tres títulos mundiales en 112, 115 y 118 libras.

En su más reciente reyerta, frente al dominicano Juan Carlos Payano, el 7 de octubre, en cuartos de final de la WBSS, en la Yokohama Arena, Inoue finalizó el duelo en solo ¡1:10 minutos! del primer asalto, cuando el nipón hacía la primera defensa de la faja, correspondiente a la Asociación Mundial (AMB), que era su segunda pelea en las 118 libras.

Los presentes aseguran, que pocos segundos después de sonar la campana, y casi sin estudio previo, Inoue lanzó el jab de izquierda y una derecha recta, en una electrizante combinación, que envió a Payano de espaldas sobre la lona y obligó al árbitro tailandés Pinit Prayadsab a finalizar las acciones. El propio boxeador dominicano expresó después del enfrentamiento, que las manos de su oponente fueron tan veloces, que no tuvo tiempo de reaccionar para defenderse.

Cinco meses antes, Inoue – en el debut en los gallos- había conquistado el cetro ecuménico frente al veterano inglés Jamie McDonnell, en el Gimnasio General Ota-City, de Japón, la capital nipona. E igualmente McDonnell resultó incapaz de asimilar la destructora pegada de Inoue, que lo derribó en el episodio de apertura y obligó al árbitro Luis Pavón a finalizar el combate, cuando habían pasado menos de dos minutos del gong inicial.

Ampliamente inferior en alcance y estatura, Inoue pegó un gancho de izquierda a la parte superior de la cabeza del británico, quien se estremeció con el impacto, e instantes después cayó como un pesado fardo al recibir una efectiva combinación de dos golpes y otro “hook” de la mano siniestra del asiático. Para el británico significaba la séptima defensa de la corona que ostentaba desde 2014.

“Mi objetivo es ganar el prestigioso trofeo (Muhammad) Alí y demostrar que soy el mejor gallo del mundo”, dijo Inoue. “Estoy deseoso de que comience la pelea con Rodríguez, aunque reconozco que es un buen boxeador, que mostró impresionantes técnicas de contraataque en su pelea ante Moloney, en Florida. Pero vine a Escocia a ganar y quiero verme en la final con Donaire. Entonces veremos quién es el mejor de los dos”.

DONAIRE TAMBIEN QUIERE DE RIVAL A INOUE
Monarca en cuatro divisiones, Donaire expresó su deseo de combatir ante Inoue en la velada final de la Súper Serie, aunque en modo alguno subestimó la calidad del boricua Rodríguez: “Sé que los dos son increíbles, pero cruzaré los dedos para que Inoue llegue a la final. Él siempre me ha apoyado en este torneo, porque ambos tenemos el mismo interés en enfrentarnos. De eso se trata ser campeón del mundo: pelear frente a los mejores”.

Nacido en la ciudad de Talibon y acogido a la ciudadanía estadounidense desde hace varios años, Donaire tiene en su haber coronas en las divisiones mosca (112), gallo (118), súpergallo (122) y pluma (126)-, con ocho títulos mundiales de las cuatro organizaciones más importantes (CMB, OMB, AMB y FIB).

Poseedor de excepcional rapidez de manos y potencia en sus puños, “El Flash” Donaire fue ubicado en marzo en 3er lugar de la categoría gallo por la revista especializada The Ring, en tanto ocupó el cuarto lugar en la lista de The Transnational Boxing Rankings Board y el quinto por el sitio BoxRec. Ha sido ganador en par de ocasiones (2007 y 2011) del “Nocaut del Año” por la propia The Ring y esta misma publicación lo ubicó en la tercera posición entre los mejores libra por libra en 2011. El siguiente año fue reconocido “Boxeador del Año” por la Asociación de Escritores de Boxeo de América (BWAA, en inglés). Es, además, uno de los tres púgiles de Asia con al menos cuatro títulos mundiales en divisiones diferentes, junto a los también filipinos Manny “PacMan” Pacquiao y Donnie “La Serpiente” Nietes.

Facebook Comments