“El Destripador” Jack abandona título -Una sensación agridulce provocó en el público el empate decretado por los jueces, en la batalla campal que sostuvieron el sueco Badou Jack y el inglés James DeGale, el 14 de enero, en el Barclays Center, de Nueva York, donde más de 10 mil espectadores presenciaron los intentos de ambos de unificar las coronas respectivas del Consejo Mundial (CMB) y de la Federación Internacional (FIB), en la división súper mediana.
El enfrentamiento tuvo dos momentos favorables hacia uno y otro. En los seis primeros asaltos, el zurdo “Chunky” DeGale (23-1-1, 14 KOs) llevó la mejor parte -incluso derribó a su rival en el round de apertura-, apoyándose en una superior rapidez de manos y piernas, que resultaron indescifrables para Jack en esa fracción del choque.
Pero en la segunda mitad hubo un cambio radical y Jack (20-1-3, 12 KOs) impactó con fortaleza en la anatomía del británico, quien además de una cuenta protectora en el duodécimo, perdió parte de su dentadura, consecuencia del violento castigo.
Ni uno ni otro estuvo de acuerdo con el fallo de los oficiales. También el ahora promotor Floyd Mayweather Jr., quien guía la carrera del sueco, mostró su inconformidad por la decisión de los jueces.
“Es la segunda vez consecutiva que Badou es víctima de una mala decisión”, expreso Mayweather Jr. “DeGale es un gran boxeador, pero esta noche no ganó. Al final del día no sé que pelea vieron los jueces”.
Y DeGale propuso la revancha para “definir quién es el mejor”, lo que no aceptaron ni Jack ni “Money” Mayweather, pues incluso antes de la reyerta estos dos últimos habían asegurado que “El Destripador” Jack abandonaría las 168 libras para incursionar en los semipesados.
Jack, sin embargo, le respondió a DeGale que si quería podrían enfrentarse nuevamente pero sería en las 175 libras. No obstante, estimó que el inglés “es demasiado pequeño y no es suficiente fuerte, porque ya probé que fui el ganador del anterior combate”.
En correspondencia con esa posición de escalar a la categoría inmediata, Jack, de 33 años y radicado en Las Vegas, envió una comunicación a los directivos del CMB, en el que expresa que deja libre su corona súper mediana, pues probará suerte en las 175 libras.
“El CMB está extremadamente orgulloso de Badou Jack, quien es nuestro embajador de la buena voluntad y la paz”, explicó la organización en una nota pública. “Él siempre se ha distinguido por tener un extraordinario comportamiento dentro y fuera del ring (…) y le desea siga teniendo éxito (…), esperando que un día compita por el cinturón verde y oro semicompleto”.
Jack insistió que independientemente de la categoría en que se encuentre, siempre buscará medirse con los mejores. “Deseo grandes retos y también peleas en las que haya grandes cantidades de dinero. No me importa contra quién sea. Cualquiera. Sí, estoy listo para combatirr contra Stevenson”.
Jack y DeGale habían peleado en la misma cartelera pero con adversarios diferentes, el 16 de abril, en Washington, la capital estadounidense. El sueco empató con el rumano Lucian “La Tromba” Bute, y DeGale se impuso unánime al mexicano Rogelio “Porky” Medina.

Facebook Comments